Qué es la parálisis facial, qué puede causarla y cómo detectarla

0
103
Qué es la parálisis facial, qué puede causarla y cómo detectarla
Qué es la parálisis facial, qué puede causarla y cómo detectarla

Médicos expertos mencionan qué es la parálisis facial y cómo se puede detectar a través de síntomas que presente la persona

La parálisis facial es una enfermedad a la que personas de todas las edades están expuestas a causa de diversas situaciones y factores que pueden pasar desapercibidos. A continuación se explica qué es la parálisis facial, lo que la ocasiona y cómo se detecta, según expertos médicos.

Es importante realizar chequeos médicos de forma constante con el fin de prevenir enfermedades o reacciones que afectan el cuerpo, como la parálisis facial que se puede derivar por diferentes circunstancias.

De acuerdo a la Clínica de la Universidad de Navarra, la parálisis facial es la pérdida total o parcial de movimiento muscular voluntario en un lado de la cara. Es decir, las personas pierden el movimiento de su rostro o no pueden controlar parte de este.

La parálisis facial se produce por un fallo que se registra en el nervio facial, por lo que no lleva las órdenes nerviosas a los principales músculos de la cara, provocando que estos no se muevan cuando el cerebro lo indica.

Existen dos tipos de parálisis facial: central y periférica. La primera es cuando se produce una lesión a nivel cerebral y no a nivel de nervio, dado que sólo afectará la mitad inferior de la cara.

También podría interesarte: Crean el primer exoesqueleto pediátrico para niños con parálisis

En tanto, la parálisis facial periférica es, posiblemente, la más frecuente y puede dificultar el cerrar un ojo o levantar una ceja. Ambos casos pueden presentarse en pocas horas y empeorar a lo largo de 24 a 48 horas máximo.

Los síntomas de la parálisis facial son diversos, pero médicos de esta dicha clínica indican que antes de presentarse puede existir un cuadro catarral banal y dolor intenso en la región retroauricular.

Otros síntomas son la falta de movilidad en una parte de la cara y la asimetría que se forma ante el nulo control de los gestos faciales.

Las personas con parálisis facial tienen imposibilidad de sonreír, dificultad para cerrar los párpados, alteraciones en el lagrimeo o en el sentido del gusto. También presentan dificultad para subir la ceja, frente lisa, alteraciones en la respiración nasal, mordida de la mucosa bucal y acúmulo de los alimentos en la parte posterior de la boca y caída de la saliva.

Una vez presentando estos síntomas es necesario realizarse una exploración médica para confirmar el diagnóstico de la parálisis facial.

Para ello, se realiza una serie de pruebas que valoran el grado de afectación, por ejemplo:

  • Test de Schirmer, para medir la cantidad de lágrimas que producen ambos ojos.
  • Prueba de salivación.
  • Pruebas auditivas.
  • Pruebas para evaluar la afectación del nervio.
  • Asimismo, es conveniente realizar un estudio radiológico de imagen de cerebro a través de una resonancia magnética nuclear.

Hay hábitos y eventos que pueden provocar una parálisis facial como las que se enlistan enseguida:

  • Estrés
  • Causas quirúrgicas: Retirada de neuroma acústico o tumor del nervio facial.
  • Infecciones: Meningitis o resfriado.
  • Diabetes.
  • Condiciones congénitas.
  • Migraña.

Contenido relacionado:

Especialistas llaman a mejorar diagnóstico de parálisis cerebral

CAB

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here